¿Inviertes o gastas?

0 Flares Facebook 0 Twitter 0 LinkedIn 0 0 Flares ×

¡Buenos días!

Me he fijado en que mucha gente utiliza alegremente la palabra inversión cuando realmente quiere referirse a un gasto. Dicen “invertir” en esto o en aquello cuando en realidad se refieren a “gastar” en esto o en aquello.

Ya sea por desconocimiento, por intentar justificar un gasto que saben que no se puede justificar o por el simple hábito de usar ambos términos indistintamente, esta confusión puede llevarte a tomar decisiones que te alejen de tus objetivos financieros.

Así pues, para evitar que te pase a ti lo mismo, hoy quiero mostrarte cómo diferenciarlos para que nunca puedas confundir dos conceptos tan distintos y opuestos como “invertir” y “gastar”.

¿Seguro que no querías decir “gasto”?

¿Cuántas veces  has oído a la gente hablar sobre “invertir en una reforma para su vivienda” o “invertir en un coche mejor”? Y, ¿qué me dices de “invertir en unas relajantes vacaciones”? Por cierto, ¿has “invertido” alguna vez tu tiempo en crear un negocio?

Estas expresiones son sólo algunos ejemplos típicos del mal uso que se le da a la palabra “inversión” para referirse a un “gasto” y de cómo ambas palabras se usan como si fueran perfectamente intercambiables.

Sin embargo, antes de empezar a debatir sobre si algo se trata realmente de una inversión o de un gasto, creo que es una buena idea definir ambos conceptos.

¿Qué significa “invertir”?

Aunque durante años he leído varias definiciones de lo que significa “invertir”, hasta el día de hoy no he encontrado ninguna que me guste tanto como la que el legendario inversor Benjamin Graham propuso en su obra maestra El Inversor Inteligente de 1949.

Graham publicó la siguiente definición: “Una operación de inversión es aquella que, tras un análisis meticuloso, promete seguridad del principal y un retorno de inversión satisfactorio.

Dicho en otras palabras, estás invirtiendo cuando, aparte de mantener lo que aportas, te aseguras además una buena rentabilidad. Por lo tanto, partiendo de la definición de Graham, para “invertir” cualquiera de tus recursos deberás asegurarte de que mantienes dichos recursos además de obtener una buena rentabilidad a cambio.

A pesar de que Graham seguramente formuló dicha definición en el ámbito de la inversión en Bolsa, creo que es aplicable a cualquier otro aspecto de la vida, como el tiempo, la formación y el bienestar, tal como te mostraré más adelante.

¿Qué significar “gastar”?

Gastar, a diferencia de invertir, significa cambiar ciertos recursos para obtener otras cosas. Por ejemplo, puedes gastar dinero para obtener una casa, un coche o para hacer un viaje. En todos estos casos estás cambiando tu dinero por objetos y experiencias.

Al igual que en el caso de la inversión, creo que esta definición puede aplicarse a cualquier otro ámbito de la vida.

Entonces, ¿inviertes o gastas?

Ahora que has visto la definición de inversión de uno de los grandes inversores de la historia, y otra muy razonable de lo que significa gastar, quiero compartir contigo la siguiente reflexión.

Si para invertir debes mantener tus recursos iniciales y asegurarte, además, una rentabilidad a cambio de ellos, ¿qué rentabilidad obtienes cuando destinas dinero para reformar tu casa, comprarte un coche, irte de vacaciones o crear un negocio?

En el caso de la casa y el coche creo que queda bastante claro que se trata de un gasto y no de una inversión. Recuerda que puedes invertir en activos y gastar en pasivos, pero nunca al revés. Al fin y al cabo, un activo es algo que te genera ingresos mientras que un pasivo es algo que te genera gastos.

Puedes invertir en activos y gastar en pasivos, pero nunca al revés. Clic para tuitear

Por lo tanto, tu casa y tu coche son pasivos para ti, porque te ocasionan gastos en vez de generarte ingresos. Además, si destinas dinero para reformar tu casa o para comprar un coche mejor, ¿estás manteniendo tu dinero inicial? No, pues lo estás gastando en algo que perderá valor con el paso del tiempo. ¿Estás obteniendo a cambio una rentabilidad? No, ya que simplemente sale dinero de tu bolsillo y no entra ninguno.

En el caso de las vacaciones tampoco se trata de una inversión, sino de un gasto más, como la luz, el agua, el ADSL o el gimnasio. No estás invirtiendo tu dinero, porque no lo mantienes ni tampoco obtienes ingresos a cambio de este.

Y, respecto al tiempo, ¿puedes invertirlo en crear un negocio? En mi opinión, no. Si bien es cierto que tras el esfuerzo de la etapa de creación inicial puedes obtener una buena rentabilidad por tu dinero en el futuro, además de conservar tu inversión monetaria inicial, en el caso del tiempo que hayas destinado para ello es distinto.

Si te fijas, a diferencia del dinero, no puedes conservar el tiempo que has dedicado al negocio ni cobrar luego más tiempo en forma de rentabilidad, ya que tu tiempo de vida es el que es. Así pues, puedes invertir tu dinero pero no puedes invertir tu tiempo, sino que simplemente lo gastas.

Puedes invertir tu dinero pero no puedes invertir tu tiempo, sino que simplemente lo gastas. Clic para tuitear

¡Ojo! La palabra gastar no tiene porqué tener una connotación negativa, como muchos piensan. No obstante, creo que vale la pena tener muy claro que mientras el dinero puede recuperarse o incluso ganarse, el tiempo no, ya que una vez ha pasado, ese tiempo no se recupera. Por este motivo creo que no puedes invertir tu tiempo, sino destinarlo a hacer una cosa u otra en cada momento.

Si lo que quieres hacer es destinar tu tiempo a crear un negocio, creo que es muy buena opción, y aunque estés “gastando” tu tiempo y no invirtiéndolo, si es lo que realmente deseas estarás haciendo bien. Recuerda que se trata de dedicar tu tiempo a lo que te gusta y a lo que te acerca a tus objetivos financieros.

Invierte tu dinero para gastar mejor tu tiempo

Una de las principales ideas que se desprende de la reflexión anterior es que invertir tu dinero, (algo que sí puedes hacer) te puede permitir gastar o destinar mejor tu tiempo (algo que no puedes invertir) en lo que realmente te gusta.

Invertir tu dinero te puede permitir gastar mejor tu tiempo. Clic para tuitear

Se trata de vivir tiempo de calidad, y eso lo logras cuando destinas tus minutos y horas a hacer cosas que te hacen sentir bien. En cambio, cuando te sientes obligado a hacer cosas que no te gustan la calidad de tu limitado tiempo disminuye considerablemente.

Por lo tanto, invertir tu dinero para conseguir ingresos independientes a tu trabajo puede darte la libertad de poder elegir qué hacer con tu tiempo en vez de tener que trabajar la mayor parte de este a cambio de ese dinero que podrías obtener de otras maneras.

Conclusión

Creo que saber diferenciar entre “invertir” y “gastar” te permitirá, por un lado, aprovechar mejor tu tiempo al ser consciente de que no lo podrás recuperar y, por el otro, no tratar de justificar gastos llamándolos inversiones.

Como has visto, puedes invertir tu dinero en adquirir y crear activos, pero todo lo que esté relacionado con tus pasivos será un gasto. Además, tal y como yo lo veo, no puedes invertir algo que no se puede ni conservar ni recuperar, como el tiempo, sino que simplemente puedes destinar el que tienes a lo que decidas hacer en cada momento. El concepto del tiempo sencillamente no encaja dentro de la definición de inversión válida para mí.

Creo que este es un motivo suficiente para centrarte en hacer las cosas que te gustan, evitar desperdiciar tu tiempo en lo que no te gusta y para aprender a invertir tu dinero para tener la libertad de aprovechar tu tiempo de la manera que creas más conveniente y que más te acerque a tus objetivos financieros.

¿Usas indistintamente las palabras inversión y gasto? ¿Te has fijado en otras personas que lo hacen? ¿Por qué crees que se usan ambos términos como si fueran lo mismo?

 

Imagen: GASTO-INVERSION.jpg

0 Flares Facebook 0 Twitter 0 LinkedIn 0 0 Flares ×

14 comentarios en “¿Inviertes o gastas?

  1. Yo diría que, muchas veces, depende del contexto. Si hablamos de aspectos puramente económicos, está claro que la mayoría de cosas que hacemos son gastos y no inversiones.

    He tenido más de una “discusión” con gente por ver ellos que comprar un pisto es una inversión. Sólo porque ven que, a largo plazo, en algún momento, si venden el piso, podrán recuperar el dinero usado para la compra. No ven que ahora mismo es un gasto y que igual nunca lo venden o el día que lo vendan no recuperan nada. “Como el precio de los pisos siempre sube…”

    Volviendo al principio, yo sí he usado muchas veces la palabra inversión, cuando quería decir gasto. Incluso ahora que sé la diferencia (antes tenía la misma miopía). Probablemente no es acertado, pero lo digo en un contexto fuera del económico. Yo sí invierto en vacaciones y en viajes, porque el dinero gastado lo recupero en descanso, en desconexión y en experiencias.

    • ¡Hola, Dani!
      Sí, en este país hay la particularidad de que los pisos nunca bajan, con lo que mucha gente ve su primera vivienda como una inversión. Podría llegar a serlo, pero la diferencia de precio entre la compra y la venta tendría que ser enorme para compensar los costes de transacción tanto de la compra como de la venda más los impuestos, reparaciones, intereses si hay una hipoteca asociada, etc.
      Fuera del contexto económico, como bien dices, quizás podríamos estudiar el hecho de invertir en vacaciones y recuperar descanso, desconexión y experiencias jeje. Creo que es una muy buena observación que puede dar para otro artículo.
      Te agradezco tu participación y que te vayan bien las vacaciones 😉
      Un saludo,
      Marc

      • Hola Marc!

        Totalmente de acuerdo contigo respecto al piso. Como te comentaba es una discusión que he tenido varias veces con la gente que no consiguen verlo. Siguen pensando que un piso es una inversión, aunque no tengan en mente el venderlo. Además que, como bien dices, sólo contabilizan para demostrar el buen negocio que es lo que queda de pagar de hipoteca y por lo que han vendido y el sobrante es el beneficio. La gran mayoría ni cuenta el precio de compra y menos todavía todos los gastos que ha generado por el camino. ¿Intereses? Qué es eso. ¿Impuestos, seguros?

        Todavía no estoy disfrutando de vacaciones, pero estoy a punto de “invertir” en ellas 🙂 Espero que disfrutes de las tuyas.

        Un saludo,
        Dani.

        • ¡Hola, Dani!
          Así es, cuesta mucho encontrar a alguien que lleve un registro completo y detallado de todos los gastos que le comporta su vivienda, con lo que para la mayoría resultará imposible saber si han ganado o no dinero cuando lo vendan. Además, ¿cuántos tendrán en cuenta la inflación durante todos los años que han tenido la vivienda?
          Espero que disfrutes mucho de tus vacaciones que ya están a punto de llegar 😉
          Un saludo,
          Marc

  2. Hola Marc,

    En general una buena definición sobre invertir y sobre gastar, tambien está bien que digas que gastar no quiere decir algo malo anunque tenga connotaciones negativas.

    Sin embargo yo no estoy de acuerdo con la definición de inversión de Benjamin Graham por las siguientes dos razones:
    1-Mi definición de inversión no exige un análisis meticuloso: Aunque obviamente las buenas inversiones exigen un análisis, se puede invertir por recomendaciones, o por análisis menos meticulosos, si tu esperas obtener una rentabilidad seguirá siendo una inversión
    2- Inversión para mi no significa mantener lo que ya tienes, significa gastarlo con la esperanza de que lo que te de en un futuro tenga más valor que lo que tienes en el momento que inviertes: Puedes invertir un dinero en comprarte una vaca que te dará leche durante los próximos 5 años, con lo que te ahorras comprar leche, de manera que a los dos años has compensado lo que te costó la vaca (la vaca te costó lo mismo que te cuesta la leche de dos años) y a la vaca aun le quedan 3 años más de producción. En ningún momento recuperas el dinero, pero invirtiendolo obtienes con el tiempo, previsiblemente*, más valor que si no lo hubieras invertido.

    Otra cosa es que yocreo que si que podemos invertir el tiempo: cambias tu tiempo por algo que te da más valor, incluso visto desde la definición de Benjamin, tb puedes invertir tu tiempo, por ejemplo inviertes tu tiempo haciendo deporte, esta inversión te supondrá, previsiblemente*, tener más tiempo (vivir más tiempo por haber hecho deporte) y vivirlo mejor (estar más sano por haber hecho deporte). Aqui al invertir tu tiempo si que obtienes tiempo.

    * digo previsiblemente porque puede que salga mal, en el ejemplo de la vaca, puede que la vaca enferme y se muera al cabo de un año. En teoria tu invertiste igualmente solo que la inversión salió mal. Pero salga mal o salga bien tu has realizado igualmente una inversión

    Un saludo
    Edgar

    • ¡Hola, Edgar!
      Muchas gracias por tu extenso comentario y por promover el debate 😉

      Respecto al primer punto, entiendo tu manera de verlo. Puede ser que obtengas iguales o incluso mejores resultados siguiendo consejos que haciendo tu propio análisis. Sin embargo, yo creo que para poder decir que invertimos debemos realizar nuestros análisis, ya que si confiamos simplemente en lo que dicen otros, puede que nos estemos inclinando hacia la especulación (por eso cuando la gente habla de cualquier tema sólo por lo que ha oído sin saber la realidad se dice que son sólo especulaciones). No obstante, aunque realicemos nuestros própios y rigurosos análisis, estaremos confiando igualmente en nuestro criterio.

      Respecto al segundo punto, yo lo veo más como una creación de valor por una reestructuración de tus gastos, los cuales se vuelven más eficientes, pero no por haber invertido, ya que no conservas la vaca (aunque esta vive todo lo que tenga que vivir). Sería equivalente a comprar un piso y, aún con todos los gastos que te genere, salir ganando con lo que te ahorras de alquiler. En estos casos yo no lo consideraría invertir, sino reestructurar los gastos de una manera más eficiente a lo largo del tiempo.

      Y, respecto al tiempo, me ha gustado el ejemplo de hacer deporte y alargar la vida, da para pensar. Estoy de acuerdo en que podemos cambiar el tiempo por algo que nos da más valor, pero no lo veo como una inversión, sino como un “gasto”. Creo que sería equivalente a cambiar el dinero por algo (es decir, comprar cualquier cosa), ya que al hacerlo entendemos que en ese momento nos aporta más valor lo que compramos que tener el dinero.

      También me ha gustado lo que has dicho que, independientemente de si una inversión sale bien o mal, es una inversión, pues creo que más que el resultado podríamos decir que es la intención con la que hacemos algo.

      Un saludo,
      Marc

      • Buenas!

        Hace poco leí (siento no recordar dónde y quién era) una diferenciación entre “invertir” y “especular”.

        Definía “invertir” cuando realizar un gasto para adquirir un activo que te va a generar ingresos desde el día 1. Por ejemplo, invertir en un piso que alquilas o invertir en acciones que te dan dividendos.

        Mientras que definía “especular” a la acción de adquirir un activo que no te genera ingresos desde el día 1, si no que espera que a largo plazo incremente su valor y cuando lo vendas sea cuando generas el ingreso. Por ejemplo, comprar un piso que no alquilas y esperas a que incremente su valor para venderlo y obtener beneficios.

        ¿Cómo lo ves?

        • ¡Hola, Dani!
          Me parece interesante esta diferenciación entre “invertir” y “especular”. Sin embargo, yo estoy de acuerdo con ella. Creo que se puede invertir sin conseguir ingresos desde el primer momento. De hecho, la definición de inversión de Graham, que para mí es la más acertada que me he encontrado hasta ahora, es un reflejo del que está considerado el padre del Value Investing o Inversión en Valor, es decir, comprar acciones a un precio inferior a su valor para venderlas cuando dicho precio acabe reflejando el valor real.
          Creo, además, que esta diferenciación que comentas implicaría que comprar acciones de Berkshire Hathaway (la empresa de Warren Buffett) sería especular, ya que no reparte dividendos. Sin embargo, creo que esa empresa es justamente uno de los máximos exponentes de la inversión, totalmente contraria a la especulación.
          En mi opinión, la diferencia entre especular e invertir es que mientras el especulador se fija sólo en el precio, sin tener en cuenta el valor, el inversor se centra principalmente en el valor y tiene también en cuenta el precio a la hora de comprar.
          ¿Tú qué opinas?
          Gracias por tu participación 😉
          Marc

          • Hola Marc!

            Pues sinceramente, para una persona como yo, que no viene del mundo de las finanzas, la línea es tan, tan fina que a veces es difícil saber dónde acaba una cosa y empieza otra 🙂

            Así que ahí estamos intentando averiguar y asimilar todos los conceptos.

            Con el poco conocimiento que tenía y mi sentido común (que podría estar equivocado), siempre pensé que “invertir” era cuando comprabas un producto sin importarte su precio actual y futuro y sólo te interesaba el rendimiento que te daba. Y que “especular” era cuando sólo te interesaba su producto actual y futuro, de forma que el segundo fuese más alto y pudieses ganarle dinero vendiendo.

          • ¡Hola, Dani!
            Según mi modo de verlo, creo que lo has definido muy bien cuando dices que invertir es comprar por la rentabilidad que te da mientras que al especular sólo te fijas en las diferencias en el precio. Sin embargo, creo que para invertir “bien”, es decir, maximizando tu rentabilidad y minimizando el riesgo, es muy importante tener en cuenta el precio al que haces tus inversiones, ya que influyen directamente en estas dos variables.
            Muchas gracias por tu comentario.
            Un saludo,
            Marc

  3. ¡Hola, Marc!

    ¿Cómo estás? Me ha gustado mucho este artículo porque creo que tienes toda la razón cuando dices que confundimos muy a menudo los conceptos de “gastar” y de “invertir”. También pienso que muchas ideas ya resuenan en nuestra cabeza como frases hechas porque en el tipo de sociedad en que vivimos nos repiten una y otra vez mensajes como “invierte en tu casa” y ya no nos detenemos a mirar si realmente estamos hablando de una inversión. Desde mi punto de vista, creo que la mayoría de nosotros también justificamos ciertos gastos como inversiones para poder hacerlos más tranquilamente, jeje 🙂 A nadie le gusta gastar mucho pero a la mayoría nos gusta pensar que invertimos 😛

    ¡Gracias por aclararnos las diferencias entre los dos conceptos!

    ¡Un abrazo grande!

    • ¡Hola, Maria!
      Muchas gracias por tu comentario. Coincido contigo en que muchas veces usamos ambas palabras indistintamente porque las tenemos en la cabeza como frases hechas, ya predefinidas. El de “invierte en tu casa” es un típico ejemplo. Puede ser, como bien dices, que sea para auto convencernos de que hacemos bien al gastar, cosa que no tiene porqué ser mala siempre y cuando nos esté aportando valor.

      Gracias a ti por leer el artículo y participar con tus comentarios.
      Un abrazo, 🙂
      Marc

  4. Hola de nuevo Marc,
    Cierto es que el ejemplo de la vaca es una restructuración de gastos, de manera que hacemos los gastos más eficientes, pero es un p[aso má hacia la inversión, si en lugar de una vaca comparamos 5 vacas y nos dedicamos a vender la leche?, entonces ya sería invertir no?.
    En realidad es una escala gastar e inveritr son tan diferentes y tan iguales como lo son el frio y el calor, el frio y el calor son ambas medidas de temperatura, pero muy diferentes entre si:
    helado – mucho frio – frio – fresco – tibio – caliente – muy caliente – calor extremo

    Lo mismo pasa, al final gasto e inversión representan un uso de tu dinero o tus recursos, lo que pasa es que son muy diferentes:

    Malgastar – Gastar – Restructuración del gasto – Comprar herramientas que ayuden al negocio – Invertir.

    Nos acercamos en el punto de ver las cosas, ha estado muy bien eso de lo de restructurar el gasto, ya que de gastar a invertir hay pasos intermedios de la misma forma que del frio al calor hay pasos intermedios.

    Lo que yo si que sigo viendo como una inversión es el hacer deporte, y además como una de las mejores inversiones que puedes hacer…. o uno de los mejores gastos de tu tiempo que puedes hacer 😉

    Un saludo
    Edgar

    • ¡Hola de nuevo, Edgar!
      Buen punto el que muestras sobre los distintos niveles, tanto de temperatura como para la inversión y los gastos. Está claro que hacer deporte, lo consideremos un gasto de tiempo o una inversión, está muy bien y deberíamos hacerlo siempre 😉
      Gracias de nuevo por tu participación,
      Un saludo,
      Marc

Deja un comentario

Los datos que proporciones en este formulario serán tratados por Marc Alomar Lluch, responsable del fichero. La finalidad de la recogida de tus datos es información de mis publicaciones así como prospección comercial. Al marcar la casilla "Acepto la política de privacidad" estás otorgando tu consentimiento para que tus datos sean tratados conforme a la finalidad anteriormente establecida. Te informo que tus datos estarás ubicados en servidores de MailRelay, suscrito al convenio Privacy Shield y propiterarios CPC Servicios Informáticos Aplicados a Nuevas Tecnologías S.L. pudiendo ver su política de privacidad. Te recuerdo que puedes ejercer tus derechos para Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos como se explica en la información adicional. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en mi página web: https://despiertatudinero.com/aviso-legal-y-politica-de-privacidad/

Uso de cookies

Este blog utiliza cookies para una mejor experiencia de usuario. Más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
0 Flares Facebook 0 Twitter 0 LinkedIn 0 0 Flares ×